| 27 DE NOVIEMBRE DE 2016

Arabia Saudita anunció a las tropas del presidente yemenita Hadi –incluyendo a los mercenarios de BlackWater/Academi– que tendrán que buscarse otra fuente de pago y les suspendió toda remuneración, reporta el canal iraní de televisión en árabe Al-Alam.

La razón de esta decisión podría ser la crisis financiera que sacude el reino o una visión realista que finalmente reconoce la victoria de la oposición en el conflicto yemenita. Esta segunda hipótesis permitiría un nuevo acercamiento entre la familia Saud y Estados Unidos.

Sea a cual sea el motivo, si esa decisión se extendiera también a los yihadistas que operan en Siria e Irak podría significar a mediano plazo el fin del actual conflicto regional.